Tom Cotter, que fue elegido en el cargo hace apenas unos meses, dejará su cargo como presidente del Gran Premio a finales de agosto. Dennis Robinson y Richard Goldschmidt asumirán sus funciones cuando Cotter deje el cargo.

David Coulthard en Nueva Jersey

Los organizadores del Gran Premio de América de Fórmula Uno, que está previsto que entre en el calendario de la temporada 2013, han tenido que afrontar un golpe importante con la dimisión de Tom Cotter, que ha anunciado que dejará su cargo como presidente a finales de este mes. Realmente, la parte importante del trabajo ya está hecha, una vez se ha conseguido que Nueva Jersey tenga un hueco en la Fórmula Uno el año que viene, pero no deja de ser un cambio importante en la cúpula directiva del Gran Premio y que deberán afrontar los organizadores a menos de un año de que se celebre la carrera.

La dimisión del presidente, que se ha conocido a través de un comunicado emitido por la organización, ha levantado las sospechas sobre si estaba en peligro la celebración de la carrera; pero Cotter ha confirmado que su deseo es volver a su trabajo anterior en Carolina del Norte -donde era director de una empresa de marketing especializada en la promoción de deportes de motor-, y que no tiene dudas de que el proyecto del Gran Premio a orillas del río Hudson seguirá adelante aun con su ausencia.

Tengo plena fe en el equipo del Gran Premio de América y estoy deseando sentarme en las gradas de esta importante carrera en 2013.

Nada más conocerse la noticia, los responsables de la carrera han querido agradecer a Cotter su trabajo en estos últimos meses, en los que ha liderado con éxito el proyecto para conseguir que la Fórmula Uno abriese sus puertas al trazado de Nueva Jersey. Leo Hindery Jr, uno de los principales inversores, quiso desear suerte a su presidente en su regreso a casa.

Todos estamos muy agradecidos por el liderazgo de Tom Cotter, que ha llevado la Fórmula Uno a Port Imperial. Durante su administración hemos hecho grandes progresos y estamos a menos de un año para que los mejores pilotos de este deporte compitan a toda velocidad por un circuito urbano con la ciudad de Nueva York como telón de fondo.

Según algunas informaciones, Dennis Robinson, jefe de operaciones del Gran Premio, y Richard Goldschmidt, asesor especial de Hindery, serán los responsables de asumir el cargo que Cotter dejará a finales de este mes.