Hasta que Red Bull finalmente anunció el pasado martes que Mark Webber renovaba con la escudería durante un año más, muchas habían sido las especulaciones sobre el futuro del piloto... la mayoría, sobre la posibilidad de que el australiano llegase a un acuerdo con Ferrari para sustituir a Massa a partir de la temporada que viene. Aunque el culebrón finalmente se resolvió con la ampliación de su contrato, lo cierto es que la imagen de Webber como piloto de la scuderia y compañero de Alonso ha estado cerca de ser una realidad.

mark webber

El propio Webber reconoció hace un tiempo ante los medio de comunicación que realmente existieron conversaciones con Ferrari sobre la sustitución de Felipe Massa. Entonces, ¿qué ha sido lo que ha llevado al piloto a cambiar de opinión? La respuesta, la tenemos mirando la clasificación del Mundial. Decepcionado siempre por tener que asumir el rol de segundón del equipo, la situación entre los dos pilotos de Red Bull ha cambiado en las últimas semanas, con Webber por delante de Vettel en la tabla de resultados y -lo que es mejor- con opciones para luchar por el título. El piloto australiano es consciente de que ésta podría ser su última oportunidad de ganar el Mundial y ha reconocido que ése ha sido un factor clave para su permanencia en Red Bull.

El hecho de que estoy luchando por el Campeonato este año ha influido en mi decisión. Hubiera sido muy difícil mantener el impulso si hubiese decidido marcharme a un equipo rival. Eso fue un factor, aunque también es verdad que no fue el más importante.

Por otro lado, el piloto ha negado que -a sus 36 años- esté pensando en la retirada.

No estoy pensando en eso en absoluto. El contrato es por un año, pero mi intención es estar en la Fórmula Uno durante más tiempo que eso.