En la jornada de ayer hubo una reunión del Grupo Técnico y aunque la FIA todavía no se ha pronunciado tras el Gran Premio de Alemania sobre los mapas de motor de Red Bull, se cree que el equipo austriaco tendrá que modificarlos.

Los detalles podrían cambiar pero se espera que la Federación Internacional de Automovilismo emita un comunicado en las próximas 48 horas donde aclarará que sucederá con los mapas motor de Red Bull. Lo más probable es que el equipo de la bebida energética tenga que modificarlos ya para la siguiente carrera, de hecho es algo que dentro del equipo lo ven como algo posible y ya se están preparando para ello.

Durante el pasado fin de semana desde la FIA señalaron la posible irregularidad de los mapas motor de Red Bull, sin embargo los comisarios de la carrera decidieron no sancionar el equipo por el propio reglamento técnico de la FIA, ya que con él en la mano no se podría aplicar ninguna penalización.

Las reglas son blanco o negro, y tras haber examinado las pruebas, los datos, ellos [los comisarios] se mostraron plenamente satisfecho.

Explicaba Christian Horner después de la carrera de Alemania, sin embargo está claro que desde la FIA no se van a quedar con los brazos cruzados y en el equipo austriaco esperan al comunicado. Se cree que en Red Bull habrían puesto un límite de par máximo inferior al establecido en las normas técnicas, lo cual les proporcionaría un beneficio aerodinámico.

Como indicamos, los comisarios no pudieron sancionar y es probable que desde la FIA realicen una modificación en el mencionado artículo. En cualquier caso, en cuestión de horas sabremos cuál es la decisión que han tomado.