Esta temporada Lotus y Williams han padecido más que el resto de los equipos por la mala suerte (o simplemente imprudencia) de sus pilotos. Ambas escuderías han demostrado estar en posición de ganar Grandes Premios o por lo menos puntuar de forma consistente, pero la propensión de sus pilotos a colisionar les ha costado varias posiciones en el clasificador de ambos campeonatos. Este año han sido Romain Grosjean y Pastor Maldonado los hombres que más veces han tenido que abandonar Grandes Premios por contacto en pista.

Hasta el momento, Grosjean es el líder absoluto de abandonos por choque con tres, aunque a este número se le deben sumar otras dos ocasiones en que el francés se pegó en pista pero pudo continuar hasta ver la bandera a cuadros. Por su parte, Pastor Maldonado ha terminado prematuramente su participación en dos Grandes Premios, compartiendo el segundo lugar en la lista de descuidados con Kamui Kobayashi y Bruno Senna (¿qué pasa Williams?). Además de sus dos abandonos, Pastor se ha visto envuelto en tres incidentes más en pista, de los que pudo salir (más o menos) vivo. Así que, en total, el francés y el venezolano se han golpeado nada menos que diez veces en lo que llevamos de campeonato (nueve carreras!). El costo en puntos de estos incidentes ha sido muy alto, como veremos a continuación.

Hoy, la revista alemana Auto Motor und Sport publica un repaso detallado de las vicisitudes de los dos reyes del choque en lo que llevamos de temporada. En el análisis se incluyen no solo las 5 ocasiones en que los pilotos de marras han tenido que retirarse por contacto antes de la finalización de la carrera, sino también los incidentes a los que han podido sobrevivir (el ya mencionado gran total de diez) y en cada caso se han estimado los puntos que Pastor y Romain han dejado ir. Los números son escandalosos.

Según la estimación de Auto Motor und Sport, Romain Grosjean ha perdido 18 puntos por los incidentes en pista en los que se ha visto envuelto hasta el momento. De haber capitalizado sus oportunidades, el francés tendría en este momento alrededor de 79 puntos, lo que lo colocaría por delante de Nico Rosberg en la tabla de pilotos y a solo 4 unidades de su compañero de equipo Kimi Raikkonen, quien marcha quinto en el clasificador.

El caso de Pastor es incluso más dramático, pues el análisis de la revista alemana revela que el de Maracay ha dejado ir nada menos que 45 puntos, como resultado de sus cinco incidentes en fines de semana de carrera. Pastor apenas suma 29 unidades, a pesar de contar con un coche que ha demostrado tener ritmo para pelear por podios (y hasta ganar). De haber maximizado sus opciones, Maldonado podría tener ahora 74 puntos, lo que lo colocaría a uno del sexto lugar en el Campeonato de Pilotos (en realidad ocupa la décima plaza, 10 unidades por detrás de Sergio Pérez).

El costo de las oportunidades perdidas en el Campeonato de Constructores también es alto. Lotus bien podría marchar segundo (y no tercero), diez puntos por delante de Ferrari, si Grosjean hubiese aportado los 18 puntos que ha dejado en el camino. En el caso de Williams, los 45 puntos fastidiados por Maldonado alcanzarían para que los de Grove, en lugar de marchar séptimos, estuvieran peleando el quinto lugar con Mercedes-AMG (los separarían apenas 6 unidades!).

Así que ahí lo tienen. En una Fórmula 1 en la que se hila más fino que nunca, tener pilotos que terminan en la grava (o en el muro) con tanta frecuencia sele muy caro, tan caro como cuatro lugares en la tabla del Mundial de Pilotos o tres en la de Constructores.