Las causas del accidente que sufrió María de Villota en el aeródromo de Duxford hace poco más de una semana siguen sin esclarecerse. De lo que ha trascendido, sabemos que María estaba participando en un test aerodinámico de Marussia -que además suponía su primera toma de contacto con el MR01- cuando el monoplaza se aceleró de repente y chocó contra un camión del equipo; pero el impacto, a pesar de todo, se produjo a una velocidad no muy alta para las graves lesiones que la piloto sufrió en cara y cabeza.

María de Villota

Puesto que el accidente se produjo en una prueba privada, la FIA se negaba a poner en marcha una investigación oficial ni realizar un informe, pero Jean Todt, actual presidente de la Federación, ha declarado que sí tienen interés en esclarecer las circunstancias del accidente.

Queremos examinar el casco y saber exactamente lo que salió mal.

Mientras tanto, María, que a consecuencia de este accidente ha perdido el ojo derecho y ha tenido que someterse a dos intervenciones quirúrjicas, avanza favorablemente hacia la recuperación. Así lo manifestaba el equipo Marussia a través del comunicado que hicieron oficial ayer miércoles, y en el que reflejan que la piloto ha seguido mejorando desde que el pasado fin de semana se le retirase la sedación.

Desde ese momento, María ha estado dando pequeños pasos pero significativos. Salió el pasado lunes de la Unidad Neurológica de Cuidados Intensivos y ya no está recibiendo sedación. Su familia está con ella y se comunica libremente tanto con ellos como con el equipo médico. Las evaluaciones médicas continúan monitorizando la mejoría en su condición.